Les impone Bienestar árboles frutales a campesinos que siembran frijol y maíz

**Ese ese tipo de acciones, impuestas por el gobierno federal (granadas, peras, manzanas), sin consulta a los pobladores, resultan contraproducentes, porque contravienen no sólo sus costumbres, sino sus necesidades.


Les impone Bienestar árboles frutales a campesinos que siembran frijol y maíz

La Crónica de Chihuahua
22 de octubre, 08:03 am

La diputada Rocío Sarmiento Rufino, dio a conocer que durante su visita al municipio de Carichí, los habitantes se quejaron de que el Gobierno Federal les hizo llegar gran cantidad de árboles frutales, instándolos a que los siembren en las tierras, en donde ellos acostumbran sembrar frijol y maíz.

Por lo anterior, hicieron un llamado al Gobierno Federal, para que se abstenga que realizar ese tipo de acciones, en donde no se toma en cuenta la situación o las necesidades de las comunidades rurales, pues aseguran que se les informó que recibirían otro cargamento de esos árboles, que sólo les han generado problemas, porque necesitan de terreno para ser plantados, agua y otros cuidados.

“Fue en el municipio de Carichí, a donde acompañamos al titular de la Comisión Estatal para los Pueblos Indígenas, Enrique Rascón, quien en coordinación con el IEE como órgano garante, se realiza una consulta sobre las necesidades de los pobladores de las región”, dijo la diputada.

Mencionó que en Carichí se acercaron pobladores de varias comunidades, y en las pláticas surgió el tema de los árboles frutales que les entregó el Gobierno Federal; granada, pera y manzana son algunos de los árboles que les entregaron a sembrar, en lugar de sus cultivos tradicionales.

Agregó que aunque no especificaron la cantidad de árboles, denunciaron que fueron demasiados y que se les comentó que los sembraran en sus tierras, sin siquiera preguntarles, asimismo destacó que presuntamente se les avisó que recibirían aún más plantas.

Rufino Sarmiento, expresó que ese tipo de acciones sin haber consultado a los pobladores, resultan contraproducentes, porque por sus propias costumbres, ellos siembran maíz y frijol, y el hecho de que les lleven otros cultivos, les ocasionan problemas.