En Chihuahua, el campo está cada vez más abandonado: productores

**Se avizora una situación muy difícil que se agudiza más con el incremento al precio del fertilizante.


En Chihuahua, el campo está cada vez más abandonado: productores

La Crónica de Chihuahua
31 de octubre, 12:48 pm

Salud Ochoa/
El Diario

Chihuahua, Chih.- La tarifa del kilowatt hora es muy alta y no hemos podido tener acuerdos, no hay negociaciones, siempre nos echan a la Guardia Nacional para hacer los cortes”, dijo Enrique Pérez agricultor y miembro de Agro dinámica Nacional en la región de Cuauhtémoc

El campo está cada vez más abandonado y los productores primarios en peligro de desaparecer, debido no solo al alto costo de los energéticos sino al precio de compra de sus productos que se mantiene inamovible. A eso se suman las fallidas negociaciones con la Comisión Federal de Electricidad -CFE-, dependencia que según los productores firma convenios y los incumple de manera reiterada.

“Es una problemática en la que en el campo cada vez está más abandonado y más destinado a la no producción, a que todo entre del extranjero. Se avizora una situación muy difícil que se agudiza más con el incremento al precio del fertilizante. Todos los días nos peleamos con la CFE por el precio de la luz para que no haga cortes. La tarifa del kilowatt hora es muy alta y no hemos podido tener acuerdos, no hay negociaciones, siempre nos echan a la Guardia Nacional para hacer los cortes”, dijo Enrique Pérez agricultor y miembro de Agro dinámica Nacional en la región de Cuauhtémoc.

Agregó que desde hace tiempo ha solicitado un descuento de 20 centavos en el costo del kilowatt hora pero no han conseguido nada. A esto se suma la falta de seriedad de la CFE ante los acuerdos que, aun firmados en presencia de gobernación, los deja de lado prácticamente de inmediato.

“Desde que estaba Pedro Guerra en la Dirección General de Energía en Torreón hemos buscado el apoyo de los 20 centavos y nunca se concretó. Por otra parte, cada vez tenemos acuerdos con la CFE división Norte, en los que se comprometen a respetar las treguas, pero solo son de palabra porque apenas salimos de la reunión y siguen los cortes. Pueden hacer la minuta delante de gobernación o representantes del gobierno y aun así no respetan. Nos dicen que sí y a los dos o tres días siguen los cortes”, señaló Pérez.

Enfatizó en que lo trabajadores del campo pueden dar cuenta de lo que ocurre ya que, ante la situación que enfrentan con la paraestatal, tienen el compromiso de apoyarse entre ellos y acudir al lugar donde se hace presente el personal de la CFE para poder así evitar que les quiten la luz.

“Los cortes han seguido en Rubio, Namiquipa, Jiménez, Ascensión, en todos lados. Tenemos que estar cuidando para ver cuando lleguen y nos juntamos los productores para correrlos, porque nos caen con la Guardia Nacional como si fuéramos delincuentes”.

Respecto a las medidas que tomarán para hacer frente a esta situación, Pérez dijo que buscarán consensar con agricultores de todo el estado y del país para decidir las medidas que tomarán a corto y mediano plazo.

“Vamos a hacer un recorrido por todo el estado para ponernos de acuerdo en lo que haremos, ver qué viene en cuanto a las movilizaciones y verlo también con compañeros de otros estados si esto no cambia”.

Indicó que este año las cosechas han sido de regulares a buenas, sin embargo, es el precio de compra el que les afecta mayormente debido a que, no apenas alcanzan a cubrir los gastos de producción. Ante el aumento al precio del fertilizante, aseguró que todos los productos van a subir entre un 25 a 30 por ciento.

“Las cosechas son regulares pero el precio es lo que nos pega, porque solo alcanzamos a sacar lo que se invierte. Lo que levanta uno por hectárea solo deja una ganancia mínima que se pierde con los adeudos que tenemos con las instituciones crediticias. Va uno con la financiera para que le presten para la semilla y los insumos para empezar a sembrar y al final no se levanta lo que requiere para pagar. A eso se suma la problemática del agua, el seguro catastrófico que no cumple, la disminución de los apoyos a través de la SADER que está prácticamente desaparecida y ahora el incremento del fertilizante. Todo esto nos está llevando a que los productores del campo empiecen a desaparecer. La tortilla acaba aumentar de 18 a 22 pesos el kilo y con el aumento del fertilizante todos los productos van a subir de un 25 a 30 por ciento, porque todo sube en lo que a insumos se refiere, menos el precio de compra de los productos”, finalizó.