Siguen los crímenes políticos en Puebla

**Manuel Valencia y Martín Gallo atacan a balazos oficinas de Antorcha en Texmelucan.


Siguen los crímenes políticos en Puebla

La Crónica de Chihuahua
Octubre de 2017, 11:38 am

Texmelucan, Puebla.- Con armas de grueso calibre, la tarde de este miércoles 18 de octubre, un grupo de 50 malandros, comandados por Manuel Valencia y Martín Gallo, balearon las oficinas del Movimiento Antorchista en el tianguis de San Martín Texmelucan, lugar en donde se encontraban reunidos cerca de 100 antorchistas y líderes de 23 organizaciones de comerciantes; el saldo es de tres antorchistas lesionados, quienes ya se encuentra en el hospital, y tres personas desaparecidas, entre ellas un niño de dos años.

Testigos presenciales afirmaron que el grupo armado estaba encabezado por los delincuentes Martín Gallo Islas y Manuel Valencia, que representan a la Federación de Comerciantes, Colonos y Campesinos de los estados de Puebla y Tlaxcala, y que en fechas recientes han realizado propaganda en favor de Morena en el municipio.

Al grito de “Ora sí, hijos de su puta madre”, los hombres armados iniciaron la balacera contra los antorchistas: uno recibió un rozón de bala en la cabeza; además, otros dos fueron golpeados y navajeados por los mismos porros de Valencia y Gallo; este último, a inicios de año salió de la cárcel. Manuel Valencia también ha estado en prisión.

Entre los heridos se encuentra Tomás Sánchez, que en estos momentos ha entrado a cirugía y se debate entre la vida y la muerte. Además, la organización informó que hay al menos dos compañeras desaparecidas: Guadalupe Belén Sánchez Romero y su hijo de dos años, Axel Lozano Sánchez, así como Beatriz Hernández Cuevas.

En estos momentos, la zona se encuentra cercada por personas armadas pertenecientes al grupo de Manuel Valencia y no dejan entrar ni a la prensa, a la que insultan y amenazan para que no tome fotografías del lugar.

“Ha iniciado una campaña sistemática de crímenes contra el Movimiento Antorchista en Puebla y no hay nadie en el gobierno que la frene. Este atentado contra la vida de Aristóteles Campos, líder de nuestra organización en Texmelucan, es sólo el último eslabón de varios crímenes perpetrados contra nosotros y vemos altamente preocupante que ni la Fiscalía General del Estado ni la Secretaría General de Gobierno se muevan para dar con los autores materiales e intelectuales de esta ola criminal. Exigimos un alto definitivo a esta campaña de agresiones políticas. Exigimos al gobierno de José Antonio Gali Fayad que haga justicia”, reclamó el líder de la organización en Puebla, Juan Manuel Celis Aguirre.

“Sobre este último atentado, culpamos directamente a Manuel Valencia y a Martín Gallo. Exigimos que caiga sobre ellos todo el peso de la ley de forma inmediata. Hay suficientes testigos oculares que pueden probar que ellos encabezaron el ataque. Si el gobierno no los detiene se convertirá en cómplice”, sostuvo el también diputado federal.

Este ataque contra el líder de Antorcha en San Martín Texmelucan, Aristóteles Campos Flores, se da en un contexto de terror contra la organización: hace una semana fue asesinado el presidente municipal de Huitzilan, Manuel Hernández Pasión; un día después por la noche, el secretario del Ayuntamiento en Cuayuca de Andrade, Nibardo Hernández Sánchez, volvió a recibir amenazas de muerte a su teléfono celular; el lunes por la tarde un grupo de porros amenazó a Adrián González Ortega, líder de Antorcha en Amozoc; y este miércoles por la tarde, la balacera contra Aristóteles Campos.

La organización denunció que el fiscal de Puebla, Víctor Carrancá Bourget, no ha dado resultados en el crimen contra Manuel Hernández ni en los 10 atentados y amenazas contra dirigentes en la Sierra Negra, la mixteca y la zona centro del estado.

A principios del mes de mayo, la casa del líder de Antorcha en Texmelucan fue allanada por un comando armado. Antorcha interpuso una denuncia penal contra Manuel Valencia que quedó asentada en la carpeta 8426/2017, misma que permanece archivada en la Fiscalía General del estado.

¡Sea el primero en escribir un comentario!

---ooOoo---