No a los saqueos y alto a las calumnias de Barbosa

**La criminalización de Antorcha, como veremos, no es nueva. Es promovida, desde hace varios meses, por el Gobierno del estado de Puebla que encabeza Miguel Barbosa Huerta.


No a los saqueos y alto a las calumnias de Barbosa

La Crónica de Chihuahua
30 de marzo, 09:03 am

Por Aquiles Montaño Brito

El martes 24 de marzo por la tarde, a miles de teléfonos celulares de la ciudad de Puebla llegó un pequeño audio, grabado de forma profesional, en el que una voz femenina acusa que el Movimiento Antorchista organizaba la realización de saqueos durante la mañana del miércoles 25. La voz de mujer simula darle un mensaje de aviso a su “familia y amigos”: que los comerciantes callejeros antorchistas “van a empezar a hacer saqueos” en, fíjese usted bien, ¡todos los centros comerciales y en todos los súpers!” y les pide que se prevengan y no “los vayan a espantar”, ¿quienes?, pues los antorchistas saqueadores, porque, dice la voz, “se va a poner feo esto” cuando “mañana empiecen los saqueos”.

La voz de la mujer se difundió ampliamente en la capital de Puebla a través de la red social WhatsApp, ¡parece que todos los capitalinos son sus amigos o sus parientes! (¿?) Evidentemente, ése no es el mensaje de una mujer “espantada” que “ayuda” a sus amigos. Claro que no. Se trata de una campaña orquestada y creada para llamar al linchamiento y encarcelamiento de los líderes de Antorcha que, lo sostengo ante quien sea, nada tienen que ver en esas actividades delincuenciales. Se trata, además, de una campaña con bastante dinero para montar call centers y pagar operadores de guerra sucia en las redes sociales y periodistas que “avalen” la culpabilidad de Antorcha y promuevan, con esas mentiras, el encarcelamiento de los líderes que “ordenan” a sus seguidores a violar la ley. La criminalización de Antorcha, como veremos, no es nueva. Es promovida, desde hace varios meses, por el Gobierno del estado de Puebla que encabeza Miguel Barbosa Huerta.

Muy bien. Vamos a nuestra defensa y verifiquemos la falsedad del mensaje. Vamos parte por parte. A) El audio no tiene fechas. Es un audio que puede lanzarse un día u otro de manera que el receptor solo oiga el “hoy” y el “mañana” como si se tratara del día en que vive y no de una fecha diferente, que es la verdadera. Eso prueba, de manera completa, que el audio no es de fiar, porque usa una artimaña temporal para confundir a la gente. B) El audio fue publicado el martes 24 de marzo anunciando los saqueos que se cometerían la mañana del 25 de marzo. ¿Hubo saqueo de “todos los centros comerciales” en Puebla el miércoles? ¡Claro que no! En la mañana de referencia no hubo ni un saqueo, como lo puede probar la policía municipal y estatal. C) El audio fue difundido, en sus primeros momentos, usando mucho dinero para que llegara a miles de teléfonos celulares y de ahí se expandiera como pandemia en la red social. No es un audio casero de una gente preocupada por sus familiares, sino un audio creado profesionalmente para deslindar a los verdaderos saqueadores y culpar a los antorchistas. D) El audio dice que los comerciantes antorchistas son los organizadores de los saqueos. Pero decir, lo sabe cualquier gente con inteligencia, no es probar. ¿Cómo demuestra el audio esta grave acusación? ¡Con absolutamente nada! Se trata de una calumnia que no tiene sustento. Todo el audio se desmiente con una prueba simple y sencilla: el martes 25 no hubo ni un saqueo, ni provocado por antorchistas ni provocado por otra gente. Pero aquí está lo peligroso del audio: la criminalización de Antorcha.

El gobernador de Puebla, Miguel Barbosa, fue el primero en sostener, tontamente, que los antorchistas somos criminales. Nuestro verdadero “crimen” fue intentar formar un partido político que le ganaría el voto de los poblanos de bien en las elecciones de 2021. Eso, es claro, no le gustó a Barbosa y de inmediato desató una campaña para acusarnos de “huachicoleros” y de “lavado de dinero” y amenazarnos con que iríamos a parar a la cárcel. Denunciamos a nivel nacional ese intento de violar la ley de Barbosa y tuvo que retroceder. Ya con menos fuerza, volvió a decir que nos metería a prisión por “otros delitos” inventados por quién cree usted… ¡pues por Barbosa! Tampoco eso le funcionó. Resulta que unas semanas después, desde las oficinas más maquiavélicas del Gobierno se lanza masivamente un audio para acusarnos de “saqueadores de centros comerciales” con el objetivo de que la opinión pública crea que somos los responsables de eventuales saqueos y admita la represión del gobierno contra nosotros.

Con nuestra propia fuerza de redes sociales frenamos al audio en circulación y respondimos desde varios frentes y redes con un solo mensaje: Antorcha condena los actos vandálicos, porque son una violación a la ley. Antorcha se conduce legalmente y respeta a la Constitución. Por lo tanto, Antorcha no va a participar en ningún saqueo en Puebla. Frenamos el audio, lo desmentimos y le dijimos a Puebla cuál era nuestra verdadera postura, algo que hoy reitero mediante este escrito.

Al Gobierno del estado de Puebla e instituciones de seguridad no les salió la sucia jugada del WhatsApp, y por eso lanzaron una segunda etapa de la calumnia: el ataque desde la prensa venal. Hoy, jueves 26 de marzo, un periodista del que, por ahora, no daré nombre, afirmó en Twitter lo siguiente: “Existe información (¿cuál información? Y ¿quién la proporciona?) que involucraría a Antorcha Campesina como el grupo que estaría detrás de los grupos incitadores a realizar actos de vandalismo y saqueos (¿cómo lo prueban? ¿Con qué bases científicas?). Trabajos de inteligencia estarían confirmándolo (Ah, ya entendí… bueno, quiero hacer una última pregunta: ¿quiénes son esas súper “inteligencias” que “confirman” que Antorcha es el grupo saqueador y por qué no lo prueban?). Que me disculpe el periodista, pero se trata de un rumor propalado desde el gobierno para incriminarnos, que él se encarga de difundir como si fuera verdad. Nosotros sólo pedimos un alto a las calumnias.

Antorcha es una organización que nació para luchar contra la pobreza y esa lucha la hemos dado, en 46 años de existencia, en el marco de la legalidad y bajo el respeto total a las leyes mexicanas. Aunque mucho se haya dicho sobre nosotros, ¡no hay un solo antorchista en la cárcel por cometer un crimen! Búsquenle, investiguen y verán que estamos en lo correcto. Antorcha respeta la ley. ¿Qué exigimos, ahora? Que el gobierno respete la ley también. Todo Puebla se ha enterado de los saqueos que grupos delincuenciales han organizado: las redes sociales, la prensa impresa, la radio y la televisión lo dicen. ¿Y qué hace Barbosa para frenar esos saqueos y vigilar de mejor manera a la ciudad? ¡Nada, salvo buscar un chivo expiatorio a quien culpar! Si Barbosa, el “experto en seguridad”, no frena a los verdaderos saqueadores de negocios, nos demostrará que el Gobierno, haciendo como que no los ve, les entrega una ciudad completa para que ellos, los delincuentes, la gobiernen bajo las leyes del crimen. Exigimos a Barbosa y su gobierno una cosa: dejen de calumniarnos y trabajen con resultados. De lo contrario: renuncien.

¡Sea el primero en escribir un comentario!

---ooOoo---