Ni Una Menos: Brasil. Los responsables son las parejas

** En Brasil, los datos son aún más aterradores: una de cada cinco mujeres consideran que han sufrido "algún tipo de violencia por parte de un hombre, conocido o desconocido.


Ni Una Menos: Brasil. Los responsables son las parejas

La Crónica de Chihuahua
Junio de 2015, 19:57 pm

Brasil.- Se espera que miles de personas en la tarde del miércoles, la Plaza del Congreso en Buenos Aires, para la marcha «Ni una menos» («Ni uno menos» en español), que aboga por el fin del feminicidio y la violencia contra las mujeres.

El evento, organizado por el Centro de Derechos Humanos de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires Centro, se ha creado en Internet y alerta al número de muertes de mujeres en los últimos años en el país. El movimiento inspirado una serie de manifestaciones previstas para hoy en más de 100 ciudades en Argentina, y Montevideo, Uruguay, Santiago de Chile, y Miami en los Estados Unidos.

Desde la creación de la Ley de Protección Integral a la Mujer en 2009, al menos 1.600 personas murieron, sólo en Argentina, teniendo en cuenta sólo los datos oficiales de las muertes registradas. El año pasado, 277 mujeres fueron víctimas de homicidio en el país, que es el promedio de un femicidio cada 31 horas.

Los manifestantes se quejan de que, a pesar de la ley está regulada por más de seis años, no se aplica en la práctica. «Cada 30 horas una mujer es asesinada en Argentina. Es necesario analizar y difundir periódicamente datos estadísticos y resultados de la investigación con el fin de controlar y ajustar la política pública», dijo Ada Rico, director del grupo de feminicidio la Casa del Encuentro, organización no gubernamental dedicada a combatir la violencia contra mujer, le dijo al diario argentino Clarín.

La marcha que se extendió a través de Internet obtuvo el apoyo de las autoridades argentinas, así como artistas, deportistas y pensadores, que se unirán a las familias de las víctimas de femicidio en el evento.

Abuelas de Plaza de Mayo, que desde hace años llevan un movimiento para el esclarecimiento de los casos de asesinatos y desapariciones de la dictadura argentina, también declararon su apoyo a la protesta, que ha sido clasificado por la periodista argentina Mariana Iglesias, el Clarín, como «un grito desesperado frente a aberración de las muertes de mujeres».

Durante toda la semana, los usuarios de Internet publican fotos con la expresión que da nombre a la marcha.

En Brasil, los datos dan aún más miedo

La investigación realizada por el Ministerio de Desarrollo Social de Argentina, en colaboración con la Justicia de América Latina y el Equipo de Género, muestra que dos de cada diez argentinos reveló que han sido abusados ​​físicamente por sus parejas y seis de cada diez dijeron que son abusados ​​por ellos todos los días.

En Brasil, los datos son aún más aterrador: los datos de una encuesta de la Fundación Perseo Abramo, en asociación con el SESC, muestran que una de cada cinco mujeres consideran que han sufrido «algún tipo de violencia por parte de un hombre, conocido o desconocido».

Según el estudio, el compañero (esposo o novio) es responsable de más del 80% de los casos reportados. Un dato interesante trabajo muestra una paradoja: cada dos minutos, cinco mujeres son golpeadas en el país, mientras que el 91% de los hombres dicen que ellos consideran «hit mujer es malo en cualquier situación.»

Otro estudio realizado por el IPEA, 2014, refuerza la contradicción: el mismo 91% de los encuestados está de acuerdo con la afirmación de que «el hombre que golpea a su esposa tiene que ir a la cárcel.»

Otra encuesta, que el Brasil Instituto Avante, muestra que una mujer es asesinada cada hora en el país. Casi el 50% de estos homicidios, según el estudio, son intencionales (cometido con la intención de matar) y tienen lugar en los hogares o miembros de la familia con armas de fuego. Poco más de dos meses, la presidenta

Dilma Rousseff, firmó una ley que hace feminicidio crimen atroz. Se considera asesinato femicidio cometido contra las mujeres por motivos de la condición femenina, que se encuentra, según la ley, sólo en dos situaciones: la violencia o el desprecio doméstica y familiar o la discriminación de la mujer.

¡Sea el primero en escribir un comentario!

---ooOoo---