«México está destinado a la pobreza, ya que no ofrece oportunidades económicas ni de desarrollo»

Ricardo Fuentes-Nieva, director ejecutivo de Oxfam México, aseguró a RT que el dinero malversado en los escándalos de corrupción del país «pudo haber sido destinado al combate a la pobreza, y sin embargo no fue así».


«México está destinado a la pobreza, ya que no ofrece oportunidades económicas ni de desarrollo»

La Crónica de Chihuahua
26 de agosto, 19:42 pm

En 2015, el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) informó que la población mexicana en pobreza aumentó de 53,3 a 55,3 millones de personas, y destacó que la pobreza extrema se redujo de 11,5 a 11,4 millones de personas entre 2012 y 2014.

El próximo 28 de agosto, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) presentará la ’Encuesta Nacional de Ingreso Gasto de los Hogares’ (ENIGH) y siete días después, como máximo, el Coneval deberá divulgar la medición de la pobreza en el año 2016.

Lo que para algunos expertos es una expectativa deprimente, para otros es un caso urgente que hay que atender en México. Tal es el caso de Ricardo Fuentes-Nieva, director ejecutivo de Oxfam México, quien aseguró en entrevista con RT que «la pobreza es un flagelo de gran preocupación nacional».

RT: ¿Cuál es el panorama que viven los más de 55 millones de pobres que existen en México, según cifras del Coneval?

R.F.: El problema de la pobreza en México es que es muy persistente, es decir, el número de pobres en el país ha venido en aumento desde principios de la década de 1990. Si este fenómeno lo trasladamos a la vida de las personas, estamos hablando de que México está destinado a la pobreza debido a que los sistemas político, económico y social ofrecen muy pocas oportunidades para crecer o progresar.

RT: El presidente Enrique Peña Nieto ha dicho que su administración quiere reducir la pobreza, sin embargo, ¿cuál es la tarea que falta por hacer?

R.F.: Se requieren de políticas públicas que de verdad aboguen por los derechos de las personas, y eso únicamente se va a lograr si se combaten diferentes flagelos como la corrupción. En los últimos años hemos sido testigos de grandes escándalos del servicio público, y que dichos recursos que fueron malversados pudieron haber sido destinados al combate a la pobreza del país, y sin embargo no fue así.

RT: La organización Oxfam considera que México sigue siendo un país con altos índices de desigualdad, y si es así, ¿por qué?

R.F.: Por supuesto, México es un país extremadamente desigual en términos de ingreso económico de los mexicanos, e incluso, desigual en el número de oportunidades de desarrollo. Un ejemplo doloroso: si eres mujer o si eres indígena o incluso, si eres una mujer indígena, las oportunidades de vida en el país están muy limitadas. Desgraciadamente, eso ha sido así históricamente y tampoco ha cambiado con las políticas públicas implementadas por la administración encabezada por el presidente Peña Nieto ni en gobiernos anteriores.

RT: Recientemente, la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) aseguró que México se encuentra entre los 20 países más ricos y las 15 naciones que padecen más hambre, ¿a qué se debe este fenómeno?

R.F.: Este caso obedece a que siguen existiendo estructuras políticas y económicas injustas que benefician a unos cuantos, y olvidan a la mayoría de los mexicanos. Y quizás, uno de los datos más preocupantes del estudio que mencionas es que el 10 % de la población mexicana posee dos terceras partes de la riqueza nacional, y el 1 %, la tercera parte de los activos totales. Eso es desigualdad extrema.

RT: ¿La mala distribución de la riqueza es producto de la malversación del presupuesto público para las necesidades básicas de México?

R.F.: Es uno de los elementos más importantes, ya que la mala utilización de los recursos públicos y no para las necesidades básicas de un país, va a provocar que la desigualdad siga existiendo e incluso aumente en México. Cuando no se utiliza el dinero que pagan los mexicanos en impuestos de manera eficiente, lo que provoca es sociedades más desiguales, más injustas y donde no hay oportunidades para los sectores más vulnerables.

RT: ¿Cuáles son las campañas o programas que ha implementado Oxfam en los últimos años para concientizar tanto a políticos y ciudadanos acerca de la pobreza en México?

R.F.: Nosotros realizamos una campaña social que llamamos ’Iguales’, en la que retratamos a un país que crece muy poco, donde la pobreza es constante y persistente, pero también es una nación donde las fortunas de los cuatro hombres más ricos de México continúan creciendo. Lo que nos falta discutir ahora es qué políticas públicas necesitamos, cuáles son los sistemas de desarrollo social y las estructuras salariales que requerimos para reducir dicha desigualdad.

RT: En ese sentido, ¿han tenido algún acercamiento con la administración de Peña Nieto para mostrarle algunas recomendaciones para revertir la desigualdad en el país?

R.F.: No, ninguno. Hemos enviado al Gobierno mexicano diversos estudios, documentos y campañas, y no hemos tenido respuesta por parte de él o de su gabinete presidencial.

De: RT
José Luis Montenegro

¡Sea el primero en escribir un comentario!

---ooOoo---