La guerra sucia de López Obrador y los festejos del 45 Aniversario de Antorcha

**El presidente López Obrador, en televisión abierta, acusó a nuestra organización, nuevamente, de ser “intermediaria”. Que siendo jefe de gobierno del D.F., dijo, “Integrantes de Antorcha Campesina instalaron un plantón... para pedir que se entregaran los apoyos directamente a los líderes”.


La guerra sucia de López Obrador y los festejos del 45 Aniversario de Antorcha

La Crónica de Chihuahua
25 de julio, 10:33 am

Por Juan Santiago Tolentino

En este año 2019, el Movimiento Antorchista Nacional celebra su 45 Aniversario con diversos eventos políticos-culturales regionales, donde nos daremos cita más de 500 mil mexicanos. El primero de estos grandes eventos masivos se realizará en la región norte del país, que tiene sede en el estado de San Luis Potosí; más de 130 mil antorchistas estarán presentes para abarrotar el estadio de futbol Alfonso Lastras, el día domingo 11 de agosto, en punto de las 7:00 de la mañana.

Nuestros eventos tienen dos objetivos fundamentales: en primer lugar, hacer un recuento del impacto que ha logrado nuestra organización con la solución de demandas de primer nivel a colonias y pueblos por décadas olvidados. Destacar cómo la lucha organizada del pueblo pobre ha rendido frutos en la materialización de caminos, pavimentos, hospitales, escuelas, espacios deportivos, y otras tantas necesidades. Y, en segundo lugar, nuestros eventos serán también actos de protesta ante los ataques orquestados por el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador. Desde que inició su “gira de agradecimiento” por todo el país, no había evento en el que no nos mencionara como “La Antorcha Mundial”, y nos acusara falsamente (porque no ha dado pruebas) de ser una organización “intermediaria”, es decir, en sus propias palabras, que asegura que por mucho tiempo se nos dieron los programas para que nosotros los manejáramos, y digo: sin dar prueba alguna, sólo su puro discurso. Y no se trata de cualquier persona quien está hablando, es el mismísimo presidente de la república, el personaje político con más poder en México, y por tanto sus discursos traen consecuencias serias: mucho de lo que dice en sus conferencias matutinas, lo recoge como consigna buen porcentaje de los medios de comunicación enchufados al aparato de comunicación, y suele publicarse como “noticia”.

Hace algunos días, en una de esas conferencias matutinas, el presidente López Obrador, en televisión abierta, acusó a nuestra organización, nuevamente, de ser “intermediaria”, y puso como referencia cuando él fue jefe de gobierno del Distrito Federal, y aseguró que “Integrantes de Antorcha Campesina (muestra de que sabe el nombre correcto de nuestra organización) instalaron un plantón frente a sus oficinas, con un sonido muy potente, para pedir que se entregaran los apoyos directamente a los líderes”. En aquél entonces, como ahora, eso es falso. En cada espacio en el que hemos tenido oportunidad, le hemos solicitado al presidente que aporte pruebas de esas acusaciones, y en caso de no tenerlas, entonces que deje de difamar a nuestra organización. Pero como trae atravesada a la “Antorcha Mundial”, eso no va a suceder por su propia voluntad.

El antorchismo nacional se seguirá defendiendo de esos ataques mediáticos, pero tiene que saber el presidente que está creando un clima político de linchamiento a nuestra organización, que está generando odio entre sus fanáticos hacia la labor que realizamos las organizaciones sociales. Hay toda una variedad de organizaciones, con diferentes objetivos e ideales; y en el Movimiento Antorchista desde nuestro nacimiento nos pusimos como finalidad acabar con la pobreza en México, erradicar la miseria que lacera a más de 90 millones de mexicanos. Y definitivamente, esto se contradice con la forma en que el presidente ve lo que él considera el problema fundamental de nuestro país. Él propone acabar con la corrupción, cortar de tajo la corruptela en las instituciones de gobierno, y de esta manera todo lo que se recupere de lo que los políticos corruptos hayan amasado, repartirlo entre el pueblo y así se va acabar con la pobreza. Pero es sano preguntar: ¿y cuando haya acabado con la corrupción en México y haya repartido todo ese botín al pueblo, después qué va a recibir la gente? Si ya no va haber corruptos. ¿Cuál será su plan? ¿Cobrará nuevos impuestos? Afirma que la pobreza es consecuencia de la corrupción. Ya veremos cuando haya acabado con la corrupción, si es que también desaparece en automático la pobreza de México.

Aun con toda esa campaña feroz de ataques del presidente en contra de nosotros, el Movimiento Antorchista seguirá existiendo, y nos seguiremos fortaleciendo cada día más; mientras haya un rincón de nuestro territorio en el que exista pobreza, ahí estaremos para hacerle frente, para organizar al pueblo pobre de México, para educarlo, y el día de mañana nos podamos levantar como la verdadera alternativa. A Antorcha no la van a desaparecer con periodicazos. Para acabar con Antorcha, hay que acabar con la pobreza, solo así.

Por lo pronto, en medio de un clima agitado provocado por López Obrador, los antorchistas nos disponemos a festejar 45 años de lucha y resultados. Quedan todos invitados a asistir a nuestro primer evento en San Luis Potosí el domingo 11 de agosto, en el estadio Alfonso Lastras, a las 7:00 de la mañana, para también degustarse con un platillo cultural. Danza, música, poesía, y el mensaje de nuestro querido Maestro, el ingeniero Aquiles Córdova Morán.

¡Sea el primero en escribir un comentario!

---ooOoo---