Grupo de choque intentó destituir al líder local de ferrocarrileros

**Ante la resistencia de los ferrocarrileros chihuahuenses y sus familias, los enviados de la secretaría general del Sindicato Ferrocarrilero no tuvieron otra alternativa que desistir y retirarse, entre gritos en su contra.


Grupo de choque intentó destituir al líder local de ferrocarrileros

La Crónica de Chihuahua
22 de mayo, 15:56 pm

elpuntero.com.mx

Chihuahua, Chih.- Momentos de tensión se vivieron este mediodía en las oficinas de la Sección 31 del Sindicato de Trabajadores Ferrocarrileros de la República Mexicana, tras el arribo con malos modales y con excesiva agresividad, de los integrantes de la Comisión de Honor y Justicia y sus acompañantes -algunos de ellos amagando ir armados-.

Esa comitiva fue enviada por el secretario general nacional, Víctor Flores, con la intención de destituir fulminantemente al secretario de la Sección 31 local, Benito Bueno Rentería, ante su intención de contender por la secretaría nacional el próximo agosto y después de que el pasado abril encabezara una denuncia colectiva contra Flores en defensa de los derechos de los trabajadores, denunciando el «robo» de diferentes bonos a estos desde 2014, malos manejos, e incluso enriquecimiento ilícito.

Desde antes de las 11:30 horas, alrededor de 70 trabajadores del ferrocarril de Chihuahua, esposas e incluso hijos, esperaban en las instalaciones para protestar contra los abusos de Flores e impedir la destitución de su secretario general, Benito Bueno, por luchar por los derechos de sus trabajadores. A Benito, sus seguidores le reconocen que, tras 18 años ocupando este lugar, durante tres periodos consecutivos en los que fue electo democráticamente, ahora busque contender por la secretaría general nacional. Este hecho representa una amenaza para Flores, que durante sus 23 años como líder nacional, nunca habría permitido que nadie contendiera contra él y mucho menos que alguien lo cuestionara e incluso lo denunciara ante la PGR.

Faltaban alrededor de 10 minutos para las 12 del mediodía, cuando a las oficinas del STFRM Chihuahua Sección 31, situadas al otro costado de la estación del Chepe, arribaban una camioneta con los integrantes de la Comisión de Honor y Justicia enviados por Víctor Flores, y otra de mayores dimensiones, con un importante número de hombres con los mismos chalecos rojos de la compañía, quienes actuaron como grupo de choque.

Con muy malas formas, empujando a hombres y mujeres, preguntando a todos los presentes si eran ferrocarrileros, exigiendo mostrar la acreditación mientras algunos se echaban la mano a un costado del cinto para intimidar, y dando a entender que iban armados, encarándose incluso con los jubilados, obligando a todos los que no fueran miembros del Comité de Honor y Justicia y a este medio, a abandonar las instalaciones de su sindicato.

Quien encabezaba la comitiva nacional intentó en diferentes ocasiones que les abrieran una sala donde sesionar para llevar a cabo la destitución de Bueno, encontrándose con la negativa de los presentes pese a las intimidaciones y amenazas. Asimismo y ante las reiteradas preguntas sobre el motivo de su visita y lo que pretendían llevar a cabo se negó en todo momento a informar a los presentes.

Ante éstas, los presentes no se dejaron amedrentar sacaron pancartas exhibiendo los abusos y «robos» de Flores, mientras otros les gritaban cara a cara a algunos de los enviados por este las violaciones a sus derechos y la negativa de que los hijos de ferrocarrileros pudieran participar en cursos.

Tras un primer intento fallido, la comitiva de México salió de las instalaciones y tras una breve plática volvió a intentarlo con el mismo resultado y gritos de «fuera Bolillo» en referencia al Comisionado de la Bolsa Trabajo «impuesto» en Chihuahua por Víctor Flores. Asistentes acusaron a Manuel Ángel Muñoz «El Bolillo», de cometer un sinfín de anomalías, extralimitarse en sus funciones y meterse en cuestiones que no le competen e incluso amenazar a los trabajadores.

Ante la resistencia de los ferrocarrileros chihuahuenses y sus familias, los enviados de la secretaría general del Sindicato de Trabajadores Ferrocarrileros de la República Mexicana no tuvieron otra alternativa que desistir y abandonar entre gritos en su contra de parte de los trabajadores locales.

Antes de subir a la camioneta para marcharse quien encabezaba la comitiva de México, quien se negó a identificarse, refirió a El Puntero que habían acudido a realizar un trámite interno del sindicato y que, en tanto no concluyera, no podía dar información referente a qué se trataba.

En el fondo del tenso episodio vivido hoy en las oficinas de la Sección 31 del Sindicato de Trabajadores Ferrocarrileros se encuentra la intención de Benito Bueno de contender, en una aspiración que señalan como justa, por la secretaría general nacional tras 23 años en los que Flores hizo del sindicato su propio coto de caza con polémicos manejos.

En esos 23 años, Flores no habría permitido que nadie contendiera en su contra y es por ello que el movimiento de hoy fue interpretado como un claro intento de destituir a Benito Bueno e impedirle llegar al proceso de elección del próximo agosto, ante el temor que habría infundido las simpatías y apoyos que, en silencio, por miedo a represalias, secciones de diferentes puntos de la República sentirían ante su candidatura.

También cabe recordar que a finales del pasado mes de abril, 272 miembros de la Sección 31 del Sindicato de Trabajadores Ferrocarrileros de la República Mexicana de Chihuahua, encabezados por Benito Bueno, interpusieron ante la PGR una demanda por defraudación fiscal en contra del secretario nacional Víctor Flores y la empresa Ferromex. Entre otros abusos, denunciaron que desde 2014 la secretaría general nacional priva a los trabajadores de los bonos de productividad, asistencia, por el no robo de mercancía, por la cantidad de vagones o carros de tren despachados, y por cumplir con las horas de llegada y salida del tren.

¡Sea el primero en escribir un comentario!

---ooOoo---