Gana corredora rarámuri carrera de 50 kilómetros en Puebla

**María Lorena Ramírez y su hermano hicieron más de dos días de viaje por tierra desde su comunidad, Ciénega de Norogachi (municipio de Guachochi), hasta el Estado de Puebla.


Gana corredora rarámuri carrera de 50 kilómetros en Puebla

La Crónica de Chihuahua
19 de mayo, 20:09 pm

María Lorena Ramírez, de 22 años, originaria de una comunidad indígena rarámuri. ganó el primer lugar en una carrera de 50 kilómetros a campo traviesa en Tlatlauquitepec, Puebla.

La carrera se realizó el 29 de abril, y por segundo año consecutivo, contó con la participación de más de 500 atletas de 12 países.

La gran ganadora de la carrera recibió 300 dólares de premio y destaca que para participar, utilizó la vestimenta tradicional de su comunidad: una falda y un par de huaraches (sandalias con suela de neumático), con los que corrió durante siete horas con tres minutos.

El año pasado, Ramírez quedó en segundo lugar en la Ultramaratón «Caballo Blanco 2016», en Chihuahua, en la categoría de los 100 kilómetros.

La mujer estuvo acompañada de su hermano que también compitió en la prueba varonil, y ambos llegaron a Tlatlauquitepec gracias al apoyo de los organizadores del certamen. Hicieron más de dos días de viaje por tierra desde su comunidad, en la Ciénega de Norogachi (municipio de Guachochi), hasta el estado de Puebla.

De acuerdo con los organizadores, “Lorena se dedica a cuidar su ganado: tiene vacas y chivas, y entonces camina entre 10 y 15 kilómetros diarios con los animales”

Para mantenerse hidratados, los corredores tarahumara consumen pinole, un polvo de maíz con agua que además es parte de su dieta básica.


1 comentario del lector.

---ooOoo---

  • ¡HERMANOS TARAHUMARAS!
    Autor: Román Corral Sandoval.
    “El escritor de Batopilas en el Siglo XXI”.

    ¡Hermanos tarahumaras,
    gigantes de las sierras,
    de llanos y barrancas,
    caminantes de las sendas,
    de atajos y veredas!

    ¡Hermanos tarahumaras,
    amos de tierras bravías,
    danzantes de pascolas,
    monótonas melodías,
    en noches de lunas llenas,
    corredores de lejanías,
    de noblezas, valentías!

    ¡Hermanos tarahumaras,
    vencedores de hambrunas,
    de males y epidemias,
    sin futuro ni fortunas,
    en distantes serranías,
    desfallecen con las lunas!

    ¡Hermanos tarahumaras,
    iluminen mis tinieblas,
    con las fogatas y antorchas,
    guiadas por sus almas buenas
    los seguiré en veredas,
    en caminos de las sierras,
    de escarpadas geografías,
    como en los lejanos días,
    a la luz de las estrellas!

    ¡Hermanos tarahumaras,
    de Urique o Batopilas,
    de sierras o barrancas,
    sus músicas de pascolas,
    de ceremoniosas danzas,
    estarán en mis memorias,
    como viejas añoranzas,
    al ritmo de sus plegarias,
    de justicias, esperanzas!

    ¡DAME KÒRIMA CHABOCHI!
    Autor: Román Corral Sandoval.

    ¡Dame kòrima chabochi,
    soy un indio tarahumara,
    de Guachochi o Carichì,
    hijo del Sol y de la Luna,
    que me guiaron hasta aquí,
    a tu tierra que era mía,
    donde soy un extraño para ti,
    donde vivo como un paria,
    la riqueza no es para mí!

    ¡Dame kòrima chabochi,
    soy un indio tarahumara,
    de Uruachi o Matachì,
    desde las frías montañas,
    llanuras y barrancas,
    más allá de Batopilas,
    de Urique y Morelos,
    he caminado hasta aquí,
    a tu tierra que era mía,
    donde soy un extraño para tì,
    donde vivo como un paria,
    sin sonuko, ni munì!

    ¡Dame kòrima chabochi,
    soy un indio tarahumara,
    de Moris, Cusihuiriàchi,
    desde las altas mesetas,
    y praderas extensas,
    bajo la luz de las estrellas,
    y radiantes lunas llenas,
    que no podrás arrebatarme,
    para sumirme en las tinieblas,
    he caminado hasta aquí,
    a tu tierra que era mía,
    a «tus» parques naturales,
    donde corría libremente,
    tras los ágiles venados,
    con mis pies ligeros,
    entre atajos y veredas!

    ¡Dame kòrima chabochi,
    soy un indio tarahumara,
    de Norogachi, Tomochi,
    desde lejanos lugares,
    de bosques y matorrales,
    he llegado hasta aquí,
    bajo los rayos solares,
    a tu tierra que era mía,
    a tus ruidosas ciudades,
    antes hermosas regiones,
    de mariposas y flores,
    donde mi espíritu volaba,
    mientras mi cuerpo danzaba,
    bajo la música de pascola,
    de violín y guitarra,
    donde las cabras pastaban,
    y volaba el colibrí,
    y bellas aves trinaban,
    solamente para mí!

    ¡Dame kòrima chabochi,
    soy un indio tarahumara,
    que soportando crudos inviernos,
    y tu fría indiferencia,
    he caminado con esfuerzo,
    a tu tierra que era mía,
    donde soy un extraño para ti,
    donde vivo como un paria,
    en lo que tú llamas progreso!

    OBRAS PUBLICADAS DE ROMÀN CORRAL SANDOVAL,
    “El escritor de Batopilas en el Siglo XXI”:

    1.- «Rumbo a Batopilas». Memorias de un maestro rural. 2005.
    2.- «Camino a Namiquipa». Apuntes sobre la escuela rural. 2006.
    3.- «Un Viaje al Paraíso Chihuahuense». Barranca de Batopilas. 2007.
    4.- «Biografías de Maestros Chihuahuenses». 2008.
    5.- «Desde las entrañas del alma». Antología Poética Magisterial. 2009.
    6.- «Los que se fueron de Valle de Olivos». Historia de una familia chihuahuense. 2009.
    7.- “Las Noches de Batopilas”. Marginación social en la Baja Sierra Tarahumara. 2010.
    8.- “Reseña histórica de Batopilas”. Rescate de la obra literaria del Siglo XIX de José Sánchez Pareja. 2011.
    9.- “Chihuahua de mis recuerdos. Memorias de infancia”. 2014.

    PROFR. ROMÀN CORRAL SANDOVAL.
    “El escritor de Batopilas en el Siglo XXI”.
    Correo: escritordebatopilas@hotmail.com
    Facebook: Escritor de Batopilas

    Responder a este mensaje