Esténtor político

Miguel Ángel Casique Olivos


Esténtor político

La Crónica de Chihuahua
9 de noviembre, 09:19 am

La pandemia pone a prueba a los gobiernos del mundo
«»
De acuerdo con cifras recientes de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y una estimación de la Universidad Johns Hopkins, de Estados Unidos (EE. UU.), en el mundo hay cerca de 50 millones de contagios y al menos un millón 200 mil muertes causadas por el Covid-19. En la última semana, los gobiernos europeos se vieron seriamente preocupados porque cada 24 horas se generaban alrededor de 450 mil contagios.

Las medidas en Europa son mucho más eficientes y rápidas; por ejemplo, el confinamiento parcial o completo en Grecia y Austria; el toque de queda en Italia y las pruebas masivas en Inglaterra para detener el rebrote de la enfermedad.

En contraste, en los tres países más infectados (EE. UU., India y Brasil) se registran al menos 250 mil contagios diarios; México se halla entre los 10 primeros lugares por el número de contagios, que ya rondan el millón. En cuanto a fallecimientos, en EE. UU. se produce uno de cada cinco, con más de 230 mil muertos.

Con 403 mil fallecidos y 11 millones de casos, América Latina (AL) y El Caribe se sitúan como la región del mundo más afectada por la pandemia, que ya se considera una de las más crueles de la historia, equiparable a la “peste negra”, que golpeó a mediados del Siglo XIV y redujo de 80 a 30 millones de personas la población europea. A las pandemias de viruela, de la llamada “gripe española” y del VIH-SIDA, que golpearon tanto a la humanidad, hoy se suma el Covid-19, sin que la fecha exista una vacuna eficiente para combatirlo.

En México, las cifras son alarmantes. Antes de que termine el año, se llegará al millón de contagios y los fallecidos seguramente rebasarán los 100 mil, cifras que harán de 2020 el año más mortal del pasado reciente. En 2019, se registraron 747 mil 784 decesos, cifra que este año se alcanzó en nueve meses, y que al término del año alcanzará los 281 mil más el número de muertos, de los cuales 115 mil serán víctimas del Covid-19. Así se rebasará el millón de muertes en México.

México ocupa el cuarto lugar mundial en fallecimientos y el décimo en la tasa de muertes por cada millón de habitantes. La Universidad Johns Hopkins afirma que EE. UU. es el país con más muertes por Covid-19. La misma institución asegura que la Ciudad de México –donde según los especialistas muere uno de cada tres hospitalizados por Covid-19–, el Estado de México y Veracruz concentran el 33 por ciento de los finados en la República.

Romeo Pérez Ortiz, doctor en física y matemáticas por la Universidad Estatal Lomonósov de Moscú, Rusia, afirma que con solo aplicar el programa Centinela que en algún momento citó el Subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, el número de muertos sería de medio millón y los contagios cerca de ocho millones. La alarma por la pandemia y su rebrote es más preocupante de lo que nos imaginamos los mexicanos.

Los cálculos matemáticos que hizo Pérez Ortiz cuestionan a López-Gatell y al presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) porque siempre mienten con las cifras. “Los datos no son reales, nunca han sido reales en los ocho meses de crisis sanitaria”, aseveró al citar al profesor-investigador de El Colegio de México, Julio Boltvinik quien, en su momento, denunció que el programa Centinela estaba rebasado porque su factor de riesgo era de 8.3 y el factor más adecuado para medir el riesgo generado por la pandemia es de 33.1.

Si tomáramos el factor de riesgo de 33.1, la cifra de contagios rondaría en la nada alentadora cifra de 28 millones de contagiados en México y más de dos millones de muertos. Incluso aplicando el factor de riesgo que, en cierto momento, invocó López-Gatell, la cifra real de contagiados por el Covid-19 rondaría los ocho millones.

En Europa el número de contagios diarios es de 500 mil, a pesar de que los gobiernos del viejo continente han sido más responsables para tomar medidas y acciones inmediatas. En AL, las cosas no son nada alentadoras, porque los gobiernos no actuaron oportunamente y, como hemos estado viendo en EE. UU., Brasil y México, los funcionarios han demostrado ser soberbios e indiferentes hacia los problemas de salud de la población.

En muchos países, la ineficiencia gubernamental obligó a la población marginada a salir a trabajar, desafiando al Covid-19, para evitar exponerse a la muerte por hambre. La lección, entonces, es que el pueblo debe unirse y organizarse para desafiar a los gobiernos que no atienden sus problemas de alimentación y salud. Por el momento, querido lector, es todo.

¡Sea el primero en escribir un comentario!

---ooOoo---