Alejandro Villasana es el campeón del 63 Torneo Anual de Golf

**El Campestre Saltillo tiene nuevo monarca en la Categoría Campeonato, se trata de este juvenil bastonero regiomontano, quien regresó a la capital coahuilense a ‘sacarse la espina’ luego de quedarse a un paso de la corona y ahora logró su objetivo


Alejandro Villasana es el campeón del 63 Torneo Anual de Golf

La Crónica de Chihuahua
3 de julio, 15:30 pm

Los 54 hoyos no fueron suficientes para determinar al Campeón del 63 Torneo Anual de Golf del Club Campestre Saltillo, tuvieron que ser 55. Triple empate en el último hoyo de la Ronda Final, una tercia de Ases mostró su gran nivel de juego durante 3 días para hacerle honor a la Categoría Campeonato y llevar hasta la muerte súbita la definición, donde Alejandro Villasana, de Las Misiones, finalmente fue el vencedor.

El bastonero regiomontano regresó al Campestre Saltillo con sed de revancha, luego que el 2015 se quedara en el corte. Esta vez, luchó hasta ser campeón.

“Me venía a sacar la espina, venía con mucho entusiasmo, el año pasado no se pudo y este año a eso venía, a sacarme la espina y que bueno que sucedió”, dijo tras conseguir el Birdie en el desempate que se jugó en el Hoyo 18.

Tras dos grandes rondas, para el recorrido final Alejandro Villasana encabezaba el grupo de líderes, acompañado por Marcelo Treviño, Enrique Llaguno y Salvador José, representante del Campestre Saltillo.

“Emepce con 5 de evntaja, pero sabía que en este campo un buen jugador puede tirar muy pocas, entonces, a pesar de esa ventaja, todo estaba en el aire... Enrique Llaguno, tanto como Marcelo (Treviño) jugaron muy bien, se pusieron a la altura... y bueno, yo tuve un infortunio en el último hoyo que hizo que se alargara al desempate”, recrdó.

La Ronda Final comenzó muy pareja, pero golpe a golpe la lucha se fue intensificando en cada Hoyo que enfrentaron. Luego de tener una ventaja algo holgada (5 golpes de diferencia), bogeys (cuando se completa un golpe arriba de par) en los Hoyos 10 y 11 le complicaron el camino. “Pero bueno, mantuve la calma, sabía que haciendo eso y seguir en mi juego sin ver a los demás iba a poder salir adelante”, apuntó.

La distancia entre los competidores se fue cerrando, mientras que cada vez se unía más gente al recorrido para ver el desenlace, haciendo de la presión para los bastoneros un factor extra.

Al llegar el Hoyo 18, las tarjetas aún mostraban ligera ventaja para Villasana, quien estaba 3 bajo par en el acumulado, mientras que Treviño tenía Par de campo y Llaguno cerraba con 1 por debajo. Ahí, la emoción se desbordaría, pues Marcelo concretó el 18 con Birdie (-1), Alejandro, quien cayó en una trampa de arena hizo otro Bogey, mientras que Enrique cerró con Par, con lo que se determinó el triple empate.

“Pero después de ese hoyo pensé en que no había pasado nada, que estábamos empatados, 0-0, y me concentré para el siguiente tiro”, dijo el campeón. Mantener la paciencia fue clave, explicó. “Se que el trofeo ya lo tenía en mis manos y lo dejé ir, pero seguía en el aire, no tenía porqué no ser mío”.

Mantener la calma fue la clave para poder concretar la victoria / Roberto Armocida
Y así lo concretó, pues en el desempate logró el Birdie, mientras que sus oponentes cerraron en Par.

“Es un triunfo que le dedico a mis papás, que llevan años apoyándome; a mis amigos que vinieron desde Monterrey a verme; y especialmente a mi novia que los tres días me acompañó, caminó junto a mí y estuvo ahí conmigo”, sentenció Villasana, un bastonero que desde los 5 años practica este deporte.

El bastonero de 22 años jugando jugó su tercer anual en Saltillo, en su debut fue segundo lugar, en 2015 no pasó el corte y hoy regresó para ser campeón.

Finalmente, Villasana adelantó. “Por ahí de mayo próximo, con el favor de Dios, probablemente me haga profesional, entonces este pudo haber sido uno de mis últimos torneos como amateur. A ver qué pasa, pero ojalá y pueda regresar para defender el título”.

¡Sea el primero en escribir un comentario!

---ooOoo---